CATARATAS POR FACOEMULSIFICACIÓN

La catarata es una enfermedad visual provocada por el oscurecimiento del cristalino, que impide enfocar de forma nítida los rayos de luz en la retina. Es una de las principales causas de ceguera en el mundo.

Está producida por diversos factores, entre ellos una lesión o diversas enfermedades oculares sistémicas aunque la causa más frecuente de catarata es la senil, como consecuencia del proceso de envejecimiento natural del ojo.

Tratamientos:

El único tratamiento de las cataratas es quirúrgico. No existen en la actualidad medicamentos, colirios o dietas que hayan demostrado su eficacia en la curación o prevención de las cataratas.

Cirugía:

El tratamiento quirúrgico más moderno y eficiente para curar la catarata (opacidad del cristalino) es la Facoemulsificación. La cirugía de la catarata mediante ultrasonidos (facoemulsificación) en manos de especialistas es hoy una técnica rápida, segura y eficaz, que aporta grandes beneficios al paciente, mejorando significativamente su calidad de vida.

Técnica de Facoemulsificación

La  Facoemulsificación  es un procedimiento quirúrgico ambulatorio mediante el cual se disuelve y aspira la catarata del interior de ojo mediante una sonda que emite ultrasonidos.

 

La técnica consiste en la extracción del cristalino a través de una micro incisión de 3,2 mm para luego reemplazarlo por una lente intraocular que además corregirá caso de que exista cualquier problema de refracción (miopía o hipermetropía) que tenga el paciente.

 

La cirugía se realiza con anestesia tópica (gotas) que  permite que el paciente no tenga dolor ni molestias durante el procedimiento quirúrgico, y que el paciente abandone la clínica por si mismo con una recuperación visual muy rápida y una reincorporación a su vida normal al día siguiente de la intervención o incluso el mismo día.

 

La cirugía se finaliza sin puntos de sutura.

 

La cirugía de la catarata mediante ultrasonidos (facoemulsificación) es hoy una técnica rápida, segura y eficaz, que aporta grandes beneficios al paciente, mejorando significativamente su calidad de vida.

Indicación de cirugía:

No es necesario esperar a que la visión esté muy deteriorada o que la catarata madure para decidir la cirugía, ésta debe ser tratada cuando esta interfiera con la actividad diaria habitual del paciente.

Ventajas de la cirugía por Facoemulsificación

  1. Cirugía ambulatoria No requiere  que el paciente se hospitalice, ni vendajes sobre el ojo.
  2. Incisión pequeña, Evitando de esta manera el uso de suturas (que pueden producir astigmatismo y sensación de mugre en el ojo después de la cirugía).
  3. Mantiene intactas las estructuras del ojo: Al ser tan pequeña la incisión, el ojo mantiene sus características normales de resistencia.
  4. No se producen cambios bruscos de presión dentro del ojo, reduciendo el riesgo de hemorragia.
  5. Anestesia tópica: Evita los riesgos de una anestesia general.
  6. Recuperación inmediata. El paciente puede reincorporarse prontamente a sus actividades.
  7. Cuidados post operatorios al alcance del paciente¸ la cirugía no requiere puntos, ni suturas, no hay vendajes sobre el ojo.

img-mira-1

Técnica de facoemulsificación (ultrasonido) para licuar el contenido del núcleo cristalino durante la cirugía de catarata.

img-mira-2

Inserción de lente intraocular plegable en el saco capsular durante la cirugía de catarata.

Lente Intraocular

Existe una amplia variedad de lentes. En los últimos años los lentes intraoculares de acrílico plegables han ampliado su espectro de mejorías ópticas, existiendo los LIO para corrección de astigmatismo (LIO tóricos). Como posibilidad de corrección de la presbicia se han ido haciendo populares los LIO multifocales.

 

Los lentes tienen distintos costos de acuerdo a sus características específicas.

 

Es importante utilizar  los que  mejor se adecúen a los requerimientos del paciente. En algunos casos será necesario otro tipo de lentes encargados a medida, tales como multifocales.

 

Es importante conversar con su médico a fin de informarse  de las características y beneficios de cada lente en su caso particular.

Previo a la Cirugía

Previo a la cirugía su oftalmólogo debe realizar un examen completo de sus ojos para asegurarse que usted no sufre alguna enfermedad o condición que impida realizar el procedimiento.

 

Su médico le indicará algunos exámenes generales y otros  de La especialidad  como una ecobiometría que permite medición de la longitud de su ojo y curvatura de la córnea para calcular el poder del lente intraocular que se va a implantar.

 

Es importante informe a su médico de todos sus antecedentes de salud, oftalmológicos y generales y le entregue  los informes médicos previos de que disponga.

Cuidados Post Operatorios

Es importante no tocar el ojo el primer día y no poner presión sobre éste durante 5 días (especialmente no frotarse).

Es fundamental acudir a todos los controles post operatorios  con el cirujano para vigilar una adecuada evolución.

Es normal que se presente una ligera molestia en los ojos el mismo día de la cirugía (similar a tener una pestaña dentro del ojo). La visión será borrosa durante los primeros 2 ó 3 días, debido a una mínima inflamación que se produce.

 

Es de gran importancia aplicar las medicaciones que le sean indicadas (generalmente gotas oftálmicas). Las gotas que el paciente debe autoadministrarse tras la cirugía deben ser nuevas, deben ser aplicadas con las manos limpias y hay que evitar manipular el área de los ojos.

 

Quince días después del procedimiento, previa autorización médica, puede realizar cualquier actividad.

Resultados y Expectativas

Más del 90% de las personas alcanzan una visión normal. En ocasiones esta visión sólo se conseguirá mediante uso de un lente óptico adicional. Además, es habitual el uso de lentes correctores de presbicia para ver de cerca. En algunos casos, cuando existe alguna enfermedad en la retina la visión no mejora hasta ese punto. En algunos casos con el paso del tiempo la cápsula puede opacificarse quitando visión, problema que se supera con un procedimiento ambulatorio.

 

Al igual que cualquier otra cirugía la facoemulsificación  no está exenta de riesgos, en la mayoría de estos casos existe una solución al problema., algunos pacientes pueden requerir una reintervención correctiva.

IMPORTANTE

Es importante que converse y consulte con su oftalmologo tratante todas sus dudas acerca del tratamiento y los beneficios de la cirugía en su caso particular.

De común acuerdo, usted y su oftalmólogo pueden decidir si la cirugía de cataratas es la opción apropiada para usted.